miércoles, 2 de marzo de 2011

Equilibrio entre vida y trabajo: el poder de las pequeñas cosas

Mi fascinación por las conferencias del TED sigue in crescendo. Sin ir más lejos, hace unos instantes acaba de realizar una presentación Bill Gates como parte del programa de actos de "Redescubriendo la maravilla" [TED2011]. Pero esta vez me he propuesto haceros reflexionar sobre otro tema: el equilibrio entre la vida y el trabajo (conciliación, vamos). Suponiendo posible su viabilidad entre a los que no les pesan los bolsillos, las ideas y reflexiones que se nos ofrecen en los próximos 10 minutos deben, como mínimo, considerarse. Parar, respirar y actuar para proseguir. Nigel Marsh nos habla de su día equilibradamente ideal: tiempo con la familia, con uno mismo y laboralmente productivo.

[Es posible elegir los subtítulos en castellano]

2 comentarios:

Rafa Pecos dijo...

creo que has dado en el clavo con la frase: "...a los que no les pesa el bolsillo...".
La conciliación es aún una quimera, al menos por estos lares.
Salu2

H_Romero dijo...

Como mínimo en toda la extensión de la palabra. Quizá la idea inicial sea quedarse con el concepto: 15 minutos de desconexión con los tuyos te arregla el día. Hasta ahí, y con algo de implicación, creo que se puede llegar.